El pasado viernes, una futura psicóloga Andrea Pont, vino a mi oficina con el objetivo de realizar una entrevista para documentar su trabajo de fin de carrera sobre "Mujeres en altos cargos y conciliación familiar".

Fue una entrevista con preguntas como: ¿A qué has renunciado en tu vida para poder ser empresaria?, ¿Cómo puedes conciliar tu vida profesional y familiar?, ¿Cuáles han sido tus prioridades en la vida? Y me hizo reflexionar...

Viendo mi vida en perspectiva me he dado cuenta de lo rápido que pasa el tiempo. La vida pasa muy deprisa y apenas nos damos cuenta.

Me casé a los 25 recién cumplidos y a los 32 ya era madre de 3 hijos maravillosos. Ahora tienen 18, 20 y 22 años.

 

Hijos de Elena: Luís, Natalia y Álvaro
Hijos de Elena: Luís, Natalia y Álvaro

Mi prioridad ante todo en la vida ha sido siempre: ser buena madre. 
Sin embargo, para sentirme plenamente realizada, necesitaba desarrollar también mi vida profesional. Estudié derecho, hice un Máster y mi primer trabajo lo encontré en una Asociación Empresarial.
Nunca he podido evitar tener ideas y obsesionarme hasta ponerlas en marcha y montar así una empresa y llevarla a la rentabilidad.
Sin haberlo reflexionado mucho, me lancé a intentar realizar mi sueño. Mi primera empresa la monté con 30 años y después la vida me ha llevado a colaborar en co-fundar 7 más. El camino no ha sido ni es fácil. Cada día es un reto pero me siento feliz con lo que he elegido.
¿Cómo lo he conseguido?
Con mucha persistencia y trabajo. Y definitivamente sí hay una renuncia: el tiempo para ti misma, para hacer tus hobbies, para dormir, para hacer deporte...
Pero todo pasa, y cuando mis hijos tenían ya de 10 a 12 años, empecé a tener un poco más de tiempo para mí.
La primera recomendación a las jóvenes de hoy que tienen metas profesionales ambiciosas y quieren ser madres es que elijan muy bien a su pareja, ya que ha de ser su principal ayuda, impulso y equipo. Llevar ambas responsabilidades sola es casi imposible.
Cuanto antes nos demos cuenta de que no somos superwoman y que necesitamos ayuda, mejor para nuestra felicidad. Y no pasa nada. Llevar una vida profesional completa y ser madres no es nada fácil y no es posible hacerlo sin apoyo logístico: canguros, familia, etc. Compatibilizarlo todo es estresante.
La ayuda principal en mi caso ha sido mi marido. Él no podía ocuparse mucho entre semana porque viajaba con frecuencia, pero sí los fines de semana. He tenido la suerte de poder permitirme canguros. Y también a veces, he tenido que tirar de familiares o alguna amiga que me quiere mucho.
Los peores momentos eran cuando mis hijos se ponían enfermos y yo estaba de viaje...
¿Me he sentido culpable?
Sí y con mucho estrés. A veces mis hijos me preguntaban por qué no podía recogerles en el colegio como a sus amigos, o por qué no iba a las reuniones de madres a las 3 de la tarde. Dolía...
Las mujeres somos muy conscientes de que estar con nuestros hijos y ser buenas madres nos hace ser felices y es necesario para nuestro propio equilibrio personal. Y por eso asumimos la mayoría de responsabilidades del hogar. Pero tenemos que aprender a delegar más las tareas delegables.
Solo hay algo no delegable y que solo tú puedes vivir y es "estar con tus hijos". Momentos mágicos en el que te cuentan su vida como cuando les bañas o les acuestas y les cuentas un cuento... Esos momentos no vuelven y es cuando se forja la confianza entre padres e hijos.
El tiempo pasa y no te das cuenta...Y ahora mis hijos, según me dicen, están orgullosos de mí.
La conferencia más difícil de mi vida la tuve que dar en el colegio de mi hija animando a las jóvenes de 16 años a emprender. Y mi hija, a la salida de la conferencia me dijo: "Mami, no estoy orgullosa de ti... es lo siguiente. Tengo la mejor madre del mundo." Se me saltaban las lágrimas...
En fin, os quiero transmitir mucho ánimo y que si tienes una meta profesional ambiciosa, lo puedes conseguir y compatibilizar con ser buena madre. ¡A por ello!

¿Te ha gustado? Compártelo

Elena Gomez Author
CEO de www.BebedeParis.com- Presidenta de Womenalia- Ex-Presidenta en Adigital 2007-2017(Asociación Española de la Economía Digital) – Accionista y consejera en 7 startups.: www.incipy.com, www.inesdi.com, www.cocunat.com. www.brainsins.com, www.gopopup.com –
Lo mío es emprender, comenzar e impulsar nuevos proyectos empresariales.
follow me

Nos interesa tu punto de vista

1 comentario en “¿A qué renunciamos las mujeres por nuestra vida profesional?

  1. Uff Elena… es entre algo ilusionante y algo que da miedo.. yo aún no me he animado como tu a lanzarme al mundo empresarial de manera profesional y lo que me puede tirar para atrás es el tema pareja.. ya me ha ocurrido que he tenido problemas para compatibilizar proyectos y pareja y actualmente tengo el mismo dilema.. o lo uno o lo otro.. y he tirado de momento por la pareja.. pero claro.. imagino que esa espinita seguirá ahí..

    Darte las gracias por tu reflexión, que sin duda merece una pensada..

    Un abrazo Elena!

    David Barrera

Deja un comentario